HELGA GROLLO

HELGA GROLLO

‘La herida es el lugar por donde entra la luz’ (Poeta Rûmî , 1207-1273)

 

                                           ’24 KILATES’, 2021 (220×180 cm.)

 

COLOUR AND THE SONIC TRANSPARENCY (OF THE LETTER)

Ancient buddhist monks tailored their robes out of weathered garments’ scraps. With identical volition, that of bringing back to life what once lived, HG makes use of linen and hemp fabrics that were skin before to once stretched out on their frame, and with the solidity of monochrome, create harmonic, lettered compositions. And so it is that one of the here depicted work’s characteristics is to avail itself from another ancient tradition, the Cabala, which extracts its meanings from the combination of letters. The visible and the audible.

According to old traditions of yore, the passage of death entailed the loss of tact, taste and smell. A clinch to the visual and the aural. That is, in my view, Grollo’s wager on her work, in which lettering and colour become a key of senses for the artistic revelation. Written word is in these painting the liase between what is seen and what listened, the two noblest of all senses. Lettering reminisces the presence of the sonic word. The one that brings forward a mental image and is capable to penetrate the weave of the world (tissue and colour). The one capable of conjuring the three threads (triguna) of which, in hindi tradition, all things were made; each creature and every desire. There’s something in the visual that bewitches the eye and prevents it from permeating deeper into itself. The image reveals and conceals. The spoken word alone is allowed to penetrate the visual and deny the provisional contour of things.

The fabric conceals a different spell, perhaps deepest, in which contours are quite lost and the individual dissolved. That is the aimed background of G’s work. The backhand of a plot in which a double essence dwells: spirit and nature. If one is set to rekindle it, accepting the invitation to walk through the canvases of the show will suffice.

Juan Arnau, Valencia 1968 (Astrophysicist, philosopher and writer. Member of Granada’s University)

 

 

                           ‘ENTRE EL LÍMITE Y LA RAZÓN’, 2021 – Studio view

 

‘A FUEGO LENTO’, 2020  (210×183 cm.)

Selección II Bienal de pintura MªIsabel Comenge – Fundación JJCC

 

‘PRÂNA’, 2020 (220×180 cm.)

‘PENETRACIÓN’, 2020 (170×150 cm.)

‘KERALA’ – ‘NOCTURNO’, 2020 (150×110 cm. each)

‘BROKEN WORDS’, 2020  (115×175 cm. Colección Privada)

 

 

Endless edges, 2021 – Studio view

                                          ‘SHANGRI-LA’, 2021 – Studio view

Work in progress, 2021 – Studio View

 ‘ACHERONTIA ATROPOS’, 2020  # COVID-19

“Acherontia Atropos” tiene una de las peores reputaciones de entre todos los insectos. El característico dibujo de su tórax en forma de calavera humana junto al color negro metálico de las alas, le han valido el honor de ser la polilla de la muerte. Se creía que su aparición anunciaba epidemias, guerras, muerte y hambrunas, por ello se le considera un signo de mal presagio. El género Acherontia viene de “Acherón”, el río del inframundo en el que las almas sufren el dolor eterno. Átropos es una de las moiras, en concreto la que corta el hilo de la vida, dando paso a la muerte.


‘PASIÓN FRUIT’ – ‘EL REVÉS DE LA TRAMA’, 2018  220×370 cm. (Colección Privada)

Exposición colectiva Premio colección Fundación Cañada Blanch, 2019. Universidad La Nau, Valencia.

«Entre la recuperación del entramado histórico que la huella del tiempo marca en las cosas, y el desgaste de las mismas como pictórica metáfora de la resistencia, la obra de Helga Grollo mece el color, la tipografía y la palabra desde el interior de la imperfección, del desgaste que transforma en único el objeto, víctima enriquecida del paso del tiempo. A través de sus tonalidades cromáticas y del reparto competitivo de una estructura que enmalla la arpillera, líneas y cicatrices recorren la vida de los materiales, los hacen volver a un lugar de encuentro contemporáneo. La pintura es coetánea de sus materiales, pero el tiempo de ejecución, la  distancia de su trayectoria matérica, física. Diríamos que de lo propiamente existente tras el paso de los años, los usos y los accidentes sufridos. Y, mientras esto se da en la visión, cuyas influencias informalistas asoman en un orden constructivo, será el espectador aquel que no fuerza la imagen y llega a poner entre paréntesis sus objetivos. Dejando en libertad a la pintura, es como ella retorna su verdad y su pasión, su tiempo y su sufrimiento como si la pasiflora diera sus frutos enredada en la urdimbre textil que soportan las palabras. También gracias a semejantes estrategias que prosiguen un quehacer oriental que hizo que el té no escapara por entre las ranuras de una taza, la artista alemana nos impulsa a penetrar en su poética de la trascendencia. Y, ¿qué podría pedirse para el arte sino la actitud del contemplativo itinerante que experimenta sensaciones deteniendo la mirada e intuyendo un tiempo de mayor fuerza y consistencia que el actual? Estas son, en parte, las pautas filosóficas del “kintsugi” nipón o no, del sufrimiento nietzcheano o no, que este collage sobre tela, ontológicamente, le inquiere a la mirada.»

(Ricard Silvestre, 2019 – p. 70 ‘Tempus Quietare’)

 

 

 

UNEXPECTED - magic show

El revés de la trama

khrysallis

Atelier 2020

Código de Vuelo

Helga Grollo +34 678 422 883

Valencia-SPAIN







HOME